lunes, 23 de julio de 2012

La cornamenta invisible


- Coño, es la excusa perfecta para no ir. No tenemos canguro. Lo decimos y listo.
- No, ya he llamado y me han dicho que llevemos al niño. Arréglate que nos vamos.
- ¡Qué pereza! Y encima es en casa de ellos. Si es que me da apuro hasta mirarle. Pobre Ese, ¡con los cuernacos que lleva!

- Papá, ¿un señor con cuernos?
- Es que nos podíamos haber librado, pero tú siempre tienes que quedar bien con todo el mundo.
- Papáaaaaaa
- ¿Qué?, ¿qué quieres?
- ¿Un señor con cuernos? 
- Sí, hijo sí.
- ¡Qué diver!

Con la llegada del buen tiempo cada año hacen la cena de verano en el maravillos ático de Ese y Hache. Seis parejas de amigos, algunos de toda la vida y algunos agregados. Todos saben lo de los cuernos de Ese, bueno todos no. Ese no lo sabe, o parece no saberlo.

Mientras van llegando les sirven copas y algo para picar. Jota es el único niño de la velada, al principio todos hablan con él. Tiene cinco años y es muy socarrón, algo tímido. La anfitriona le invita a empezar a cenar y así poder ver la tele luego cuando los mayores estén comiendo, pero su madre dice que no. Que a Jota le gusta comer con los mayores y después ya pintará o lo que sea.

La cena discurre de forma agradable, hablan, ríen, comentan lo buena que está la comida. No hay prisa. Alguien mira a Jota y le pregunta "¿qué te pasa, y esa carita?".

- Joooooo es que me aburro, no hay niños. Además, papá  ha dicho una mentira. ¡Ese no tiene cuernos!.
- Jota cariño, di buenas noches y da un beso a todos que nos vamos.

12 comentarios:

  1. ¡¡¡¡NOOOOOOOO!!!!
    ¡¡¡¡NO PUEDE SEEEERRRRRR!!!!

    jajajajajajajajajajjaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

    Joder, si es que no se puede hablar nada delante de ellos, todo lo acaban cascando ...

    Pobre hombre

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii

      Hay que andarse con mucho ojito. Se quedan con todo y lo sueltan siempre.

      Pobreticoooo!!!

      Eliminar
  2. Malditos niños en manada, si es que los carga el diablo...claro que si el picha brava la mantuviera siempre dentro de los pantalones, otro gallo le habría cantao...la culpa es suya por adúltero, no mortifiquemos al pobre enano toca huevos...aunque sea pa'matarlo, hay que decirlo...

    Kisses, darling Kitty (versión escuetita, estoy de recortes).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ainsssssss que manía tienes de culpar de todo a los hombres !!! Que esta vez era una "chocho brava".
      Cuando me lo contó mi hermana me partía de la risa. Los conozco a todos, bueno al cornudo no lo conozco personalmente. Por lo que sé se ha pasado la sierra y la lija y ya va más ligerito.

      Eliminar
  3. jajaja, me encanta esa inocencia infantil. El pobre niño no tiene la culpa de nada, le habían prometido un hombre con cuernos, normal que se decepcionara.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los niños son un filón para contar anécdotas. Es que el chiquillo tuvo una decepción terrible. Era como decirle que iban a cenar con superman y que luego no hubiese ningún tío con capa y los calzoncillos por encima el pantalón.
      Siempre de los siempres lo cascan todo. La infancia es sinónimo de chivarse.

      Eliminar
  4. Jolín, si es que estaba clarísimo que lo iba a decir, no sé cómo se le ocurre a nadie.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jolín, ya ves tú!!!
      Conozco al padre de la criatura y es un agobiado. Es el típico que no puede mascar chicle y andar a la vez. Si el tío discutía con su mujer, no podía atender al chiquillo y puso la respuesta automática.

      Eliminar
  5. Buenísismo. Jajajajajajajaja
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé si el padre de la criatura se ríe demasiado.
      El que me han dicho que está como dios es el "antiguo alce", parece ser que se ha independizado y que las puertas ahora le parecen altíiiiiiiisimas.

      Eliminar
  6. ¿Dónde estaba Herodes cuando se le requería...?

    Recuerdo enterarme de (casi) todo cuando era crío y cómo los mayores hablaban en bajo como si no me fuera a enterar y era entonces cuando sabía que estaban hablando de algo interesante y prestaba más atención... Es que los críos no son tontos aunque no sepan que los cuernos tienen varias acepciones, al menos, no son más tontos que los adultos, que muchos parecen haberse olvidado de su infancia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lobooooooo que el chiquillo no tuvo la culpa.

      Últimamente vivo bastante rodeada de niños, y puedo afirmar que no solo lo escuchan todo sino que además graban a fuego en su cabecita lo que ellos consideran "una promesa" y que para un adulto solo ha sido un comentario de "ya veremos".

      Lo que hay que tener es mucho ojito. Por cierto, al niño no le castigaron pero al padre de la criatura... creo que todavía hace penitencia por bocas.

      Eliminar

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails